Consultores en eventos Corporativos

logo-asociacion

Tanzania, Safaris y Viajes de Incentivo

Mi primer viaje de Incentivo a Tanzania

Un safari, es el mejor destino para un viaje de incentivo.

Son viajes a la medida, con un alto impacto emocional.

Hoy os quiero contar mi primer viaje de Incentivo a Tanzania.  

Mientras que nuestro comandante, realizaba las maniobras de aproximación al aeropuerto de Arusha. Subí la persiana de mi ventanilla, allí estaba, majestuoso el Kilimanjaro, me sentí como Johannes Rebmann, su descubridor, en 1848.

La magia que aportan las nubes de su cima y su cumbre nevada son inolvidables e inigualables.

Todos nos quedamos con la magia de ese momento.

Tras pasar el control de pasaportes, nos encontramos con nuestros equipajes y nuestros conductores-guías que ya tenían todo preparado.

Asignamos a cada pareja en el 4x4 con su guía/conductor de habla hispana.

Después de las presentaciones y entregarles un obsequio local, comenzamos nuestra aventura.

Todavía nos quedaban algunas horas hasta llegar hasta nuestro primer parque: P.N. Tarangire.

Con solo traspasar la entrada del aérea protegida, empezamos a ver los deseados animales: Familias de Elefantes, manadas de cebras y antílopes, algunas jirafas y buitres…

Nuestro Campamento tenía todo lo necesario para sumergir a todos los miembros del grupo en la aventura africana.

El personal del campamento nos estaba esperando con una cerveza local, bien fría, y nos indicaron el camino para llegar al mirador y poder disfrutar de la puesta de sol.

Tras la cena, nos indicaron el camino entre los árboles, a las tiendas que teníamos asignadas, todas con un pequeño porche y su cuarto de baño.

La noche se nos pasó muy rápido, y todos nos despertamos con ganas de seguir disfrutando de la fauna que nos estaba esperando.

Tras el desayuno, retomamos nuestra ruta. Ese día, nos esperaba el P.N. Ngorongoro.

PARQUE NACIONAL TARANGIRE

Con una superficie de 2.850 kilometros cuadrados es el sexto mayor parque de Tanzania, su nombre viene del rio Tarangire que es la única fuente de agua para los animales.

El paisaje y la vegetación es muy variada con una mezcla que no se encuentra en ningún otro lugar en el norte del circuito de safari. El paisaje montañoso está salpicado de un gran número de árboles Baobab, densos arbustos y hierbas altas.

Tiene una gran población de elefantes, y en la época seca es normal ver miles de cebras, jirafas y Ñus, bebiendo en las orillas del rio.

Esta dentro de los 3 principales parques de Tanzania, por el numero de animales.


La llegada al Ngorongoro, nos trajo a todos a la memoria las escenas de la película Gorilas en la Niebla, esos bosques frondosos, con una tenue niebla y con pequeños monos saltando de rama en rama.     

Por la altura, la temperatura debió bajar al menos 7 grados. Tras los tramites de entrada, continuamos nuestro camino hasta llegar a una especie de mirador.

Desde allí podíamos ver los diferentes ecosistemas que el cráter tiene, zonas con humedales y zonas secas.

Empezamos el descenso por un camino, y justo llegando pudimos ver un grupo de 3 leonas que nos daban la bienvenida. Todos pensamos: esto pinta muy bien.

A lo largo de nuestro Safari pudimos ver leones, ñus, búfalos, hienas, cebras, antílopes, hipopótamos, elefantes...

Para la comida, teníamos previsto, en una de las pocas zonas arboladas del crater, un catering a las orillas del rio donde se bañaban los hipopótamos.

Después de reponer fuerzas, comenzamos nuestra ruta.

Seguíamos en la zona de conservación del Ngorongoro, donde todavía pasaríamos una noche muy cerca de un poblado Masái.

A la llegada a Olduvai Camp, los Masais nos estaban esperando para enseñarnos su poblado y tomar una cerveza local disfrutando de otra maravillosa puesta de sol.

Durante la cena, nos amenizaron con sus cánticos, y mientras dormíamos, vigilaban que ningún animal pudiera adentrase en las tiendas.


PARQUE NACIONAL DEL NGORONGORO

El Parque Nacional tiene una extensión de 8.288 Km², el cráter 274 Km2, o lo que es lo mismo podríamos poner dentro las ciudades de Sevilla y Valencia.

Su altitud va de los 960 mts del cráter a los 3.648 mts de altitud del Monte Loolmalasin.

Se calcula que tiene una población de unos 25.000 animales grandes, mayormente ungulados, con la mayor densidad de depredadores de África. Pueden verse rinoceronte negro, hipopótamo, ñus, cebras (unos 4.000 ejemplares), eland (unos 7.000), gacela de Thomson (3.000), león (unos 70 ejemplares), elefante, leopardo, redunca, bubal y búfalo (unos 4.000 ejemplares).

Tras el desayuno nos preparamos para cruzar la gran llanura desde donde mejor se puede ver la Gran Migración, con miles de animales que van en busca de alimento. (Durante los meses de Julio a  Noviembre, según la meteorología).

Llegamos a la entrada al PN Seregeti y aprovechamos para estirar las piernas y alguna otra cosa rapida. Al subir un pequeño promontorio me encontre de bruces con una hermosa Jirafa, no se cual de los dos se asusto mas, si ella o yo. Cuando reaccione para hacer la fotografia ya se alejo un poco...

¡¡Esto solo acababa de empezar!!

Continuamos nuestro camino, el paisaje fue cambiando a medida que nos acercabamos al rio Grumeti, tanto la vegetación como el número de animales.

De pronto rodeando una acacia, vimos una manada de elefantes en circulo, protegiendo a una cria de elefante que acababa de nacer.

Todas las hembras de la manada se pusieron en circulo para proteger al nuevo miembro de la manada. Otro momento innolvidable.

Durante las proximas dos jornadas seguimos viendo las maravillas de la Naturaleza, y la importancia de proteger este tipo de espacios, tanto de furtivos, como del cambio climático.

Vimos miles de ñus, corriendo casi en formacion para protegerse de otros depredadores, mezclados con ellos vimos cebras, y algun antilope que aprovechaban la multitud para protegerse.

Una de esas mañana disfrutamos de un desayuno un tanto particular, en plena sabana y bajo la sombra de un arbol habiamos preparado para el grupo un completo desayuno, con frutas y show cooking con cocinera incluida.

Para colofon de este desayuno,  y a escasos cien metros, vimos un guepardo oculto entre las hierbas, afortunadamente descansando. Pero con la velocidad con la que se desplazan estos felinos, podíamos haber sido atacados en cuestion de segundos. 

Como los depredadores circulan  libres por todo el área de conservación de los parques,  nuestros guias y conductores van con un rifle cargado con un dardo sedante `por si se presentara alguna situacion comprometida.

Principalmente hay dos tipos de alojamiento dentro del aerea de conservación: hoteles, algunos de cadena como el  Melia Serengeti y los campamentos con tiendas de campaña. 

Yo, personalmente, me quedo con las tiendas. Es como revivir las expediciones de los primeros aventureros pero con comodidades (baño completo, agua caliente, incluso wifi en algun espacio común) .

Pero sobre todo, son mas sostenibles y el sonido del parque durante la noche no tiene precio.

Después de tantos kilómetros por caminos de tierra, ahora veríamos el parque desde el cielo.

El traslado de regreso a Arhusa lo hicimos en 2 avionetas.

Todos nos peleamos por las ventanillas.

Ahora con la vista atrás, creo que este safari nos cambió un poco a todos.

Nos hizo más sensibles con la naturaleza y el resto de pobladores de la tierra.

Dentro de un Turismo mas sostenible, visitamos algunas aldeas donde poder ver como es el tipo de vida y el comercio. Reflejos de la sociedad.

Nuestro representante en el país, ya esta incorporando vehiculos 4x4 eléctricos, para hacer los safaris y de esta forma reducir las emisiones y poder acercarnos más a los animales al reducir al máximo el ruido.

PARQUE NACIONAL DEL SERENGETI

Serengeti, puede traducirse en masai “allí donde la tierra se prolonga eternamente" o "las llanuras infinitas".  Es algo mayor que nuestra provincia de Sevilla, entera. Con 14.763 Kilometros cuadrados.

El parque se creó como zona protegida en 1952. Y gracias la Gran Migración se ha convertido, posiblemente en el mejor espacio protegido para ver todo tipo de fauna y flora.


Si estais pensando en un destino diferente, con una marcada huella emocional; Tanzania es vuestro destino.

Es un destino seguro, el 95% de las actividades se hacen al aire libre.

Los ciudadanos españoles podemos entrar, con una prueba reciente de PCR, y los seguros con los que trabajamos cubren los gastos de cancelacion de un posible positivo en el ultimo momento.

Llamanos o envianos un email.

Sin comentarios

Añadir un comentario